Diseño de Sistema de Alerta Temprana

Clave para prevenir el abandono escolar de jóvenes y adultos

En plena ejecución se encuentra el Curso Prevención del Abandono Escolar y Diseño de Sistema de Alerta Temprana (SAT) en Educación para Jóvenes y Adultos (EPJA) que imparte Saberes Docentes, Centro de estudios y desarrollo de educación continua para el magisterio de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad de Chile.

El curso vincula el trabajo en 4 regiones del país, integrando componentes de formación a distancia, de asesoría especializada y acompañamiento remoto, a los 35 establecimientos educacionales que participan de la iniciativa.

Según indica Carmen Ponce, profesional del Centro y que lidera el proceso formativo, la mayoría de los estudios sobre abandono escolar, señalan que es posible reconocer ciertos factores predominantes que posibilitan describir y comprender el fenómeno, cuya explicación debe partir asumiendo una multicausalidad. Dichos factores afectan principalmente a los sujetos provenientes de los estratos socioeconómicos más desfavorecidos de la población y de ahí que el problema del abandono escolar emerja como un desafío de justicia social.

“En el caso de la EPJA, las personas que ingresan a esta modalidad provienen ya de un proceso de deserción asociada a diversos motivos y factores. El desafío de justicia social en juego en la EPJA, así como la necesidad de una concepción compensatoria/restitutiva de educación integral y ciudadana a lo largo de la vida como derecho, plantea que logre ser una educación destinada a todas las etapas de la vida y a todos los ámbitos en que ésta se desarrolla y en torno a un propósito formativo integral, en que se enfatiza la formación ciudadana y la formación para el trabajo”, advierte Ponce.  

Es en este contexto, que durante el presente año surge la iniciativa de implementar el Curso Prevención del Abandono Escolar y Diseño de un SAT en EPJA, en el que se encuentran participando 190 integrantes de equipos coordinadores de este sistema correspondientes a 35 establecimientos educacionales orientados a jóvenes y adultos, compuestos por representantes de equipo directivo, cuerpo docente y profesionales de equipos multidisciplinarios de comunidades educativas de los Centros de Educación Integrada de Adultos (CEIA) y/o de Tercera Jornada (TJ) pertenecientes a las regiones de O'Higgins, Maule, Biobío y Los Ríos.

Esta iniciativa busca fortalecer el desarrollo de sus capacidades a través de un proceso formativo y de acompañamiento que aporte a la comprensión, diseño, instalación y evaluación del Sistema de Alerta Temprana, institucionalizando prácticas comunitarias e implementando estrategias pedagógicas integrales de retención escolar que prevengan el abandono escolar de las y los estudiantes de la modalidad de EPJA.

“Para Saberes Docentes esta iniciativa representa una oportunidad para contribuir desde su experiencia al desarrollo profesional docente y al fortalecimiento de los planes de SAT de cada uno de los equipos participantes. En este caso, desde un proceso formativo en el que participan las y los actores educativos clave de la EPJA, incorporando además la participación y compromiso de toda la comunidad educativa”, agregó la académica.

El proceso formativo contempla 160 horas pedagógicas equivalentes a 120 cronológicas y los contenidos se estructuran en cuatro módulos secuenciales, cada uno de los cuales contempla los siguientes componentes de formación distintos y complementarios: sesiones de formación a distancia sincrónicas, trabajo de plataforma virtual, trabajo autónomo y asesoría y acompañamiento a distancia a la comunidad educativa.

“Ese sello particular permite abordar la problemática del abandono escolar desde una perspectiva integral y sistémica donde todos/as y cada uno/a de quienes conforman la comunidad educativa son necesarios e indispensables. Desde la comprensión de que el aprendizaje y la construcción de conocimiento profesional debe tener un carácter situado y distribuido, donde las y los participantes construyen sus roles y su práctica en el contexto de comunidades de aprendizaje que propician la colaboración para generar su trabajo educativo y Sistema de Alerta Temprana pertinentes a sus propios contexto y características de su estudiantado”, añade la profesional del Centro.

El curso que se desarrolla entre los meses de agosto y noviembre de 2020, en modalidad e-learning, ha tenido una muy buena recepción por parte de los participantes. Es el caso del profesor Luis Sánchez Adasme, director del CEIA Fermín Fierro Luengo de Curanilahue, Región del Biobío, quien catalogó la iniciativa como “un espacio de gran valor” y agradeció el profesionalismo del equipo de Saberes Docentes.

“Ha sido un espacio semanal de conocimiento, una comunidad de aprendizaje docente para quienes aspiramos a visibilizar la educación para personas jóvenes y adultos, logrando adquirir herramientas para elevar los índices de retención escolar de nuestros estudiantes”, señaló el docente. 

En tanto, Lina Méndez Rodríguez, psicóloga y encargada de Convivencia Escolar del C.E.I.A Juanita Zúñiga Fuentes de Parral, Región del Maule, advierte que “este curso nos ha permitido profundizar la comprensión del fenómeno de la deserción y abandono escolar. Construir conocimiento a través de lo que se ha observado en estudios e investigaciones en otros países o en el nuestro; pero, además, a partir de las propias vivencias de nuestros educandos, o de lo que observamos cotidianamente nosotros como funcionarios de la educación”.

Acerca de las perspectivas y desafíos de este curso añadió que “nuestro Equipo SAT tiene altas expectativas a partir de este curso. Esperamos que este aprendizaje no termine aquí. El primer desafío es sistematizar y adecuar de mejor manera los procesos educativos y administrativos de nuestro CEIA, involucrando a toda la comunidad educativa, para así tener un impacto en la retención de estudiantes. Además, pretendemos validar los instrumentos creados para la extracción de información clave de los y las jóvenes, y optimizar la planilla que cruza los diferentes indicadores, para precisar la alerta de riesgo, a su vez que colabora en el seguimiento y evaluación del propio sistema. Todo ello con la finalidad de que nuestro trabajo sea un aporte real a la EPJA a nivel comunal, regional o incluso nacional”.

Esperamos que el proceso de aprendizaje formativo y sus resultados puedan proyectarse en cada una de las Comunidades educativas en beneficio de esta modalidad y su estudiantado, así también sistematizar los aprendizajes necesarios para proyectar una propuesta de Modelo de Desarrollo Profesional Docente contextualizado y pertinente para enfrentar los desafíos más globales que significa la EPJA en nuestro país”, finalizó Carmen Ponce.

Simón Collado, periodista.
Compartir:
http://uchile.cl/p170057
Copiar